La réplica de un barco de la Edad de Bronce está lista para partir

Un proyecto que comenzó en abril de 2012 para recrear un barco utilizando herramientas de la Edad de Bronce está a punto de enfrentarse a su prueba final: cuando el barco parta desde Falmouth Habour en Cornualles al mediodía del 6 de marzo se comprobará si realmente es capaz de flotar. Mide casi 50 metros de largo, pesa alrededor de 5 toneladas y está literalmente cosido con ramas de tejo. Los clavos no se habían inventado en Gran Bretaña hace 4.000 años, por lo que no hay ni uno solo en el barco.

Réplica del barco de la Edad del Bronce
Réplica del barco de la Edad del Bronce

El proceso de construcción ha sido toda una travesía de descubrimientos. Un equipo de 30 voluntarios se reunieron bajo la supervisión del carpintero Brian Cumby para construir el barco prehistórico en un taller abierto al público en el Museo Nacional Marítimo de Cornwall. A partir de las herramientas que se utilizaban para hacer barcos de madera (hechos a mano por un carpintero experto en la Edad de Bronce), el objetivo de este proyecto ha sido la construcción de un barco en la manera que los habitantes de las Islas Británicas lo construyeron en la Edad de Bronce. Los únicos elementos modernos utilizados fueron algunas pinzas y un dispositivo de elevación ocasional.

El barco sigue el modela de la tercera de las tres embarcaciones de la Edad de Bronce halladas en el North Ferriby (East Yorkshire). Fue descubierto en 1963 en la orilla del río Humber y era el más completo y más antiguo de los tres. Con forma de rebanada de melón y casi 50 pies de largo, estaba construido por tablones de roble cosidos con mimbre y musgo. Los tres barcos de Ferriby datan entre el año 2030 y el 1780 a.C., por lo que es uno de los primeros buques marítimos conocidos de Europa.

Los barcos con tablones cosidos son particulares de las islas británicas. Atravesaban los ríos y los mares peligrosos que se encuentran entre Gran Bretaña, Irlanda y Europa continental, por lo que, debido al peligro de los viajes, posiblemente se utilizaban para el comercio de metales preciosos.

El Museo Nacional Marítimo de Cornwall ha utilizado dos enormes troncos verdes de roble para crear su propia versión de este antiguo oficio. Lo cortaron en tablas, formaron la quilla y cosieron el conjunto dando puntadas con los palillos de tejo mientras ponían musgo y sebo para hacerlo más impermeable. Por último, lo sellaron todo con cera de abeja. No hay evidencias arqueológicas de que el sebo y la cera de abejas se utilizara en la fabricación de estos barcos, pero se usaban normalmente en Gran Bretaña en la Edad de Bronce.

Además de poder presenciar el lanzamiento del barco desde las gradas del centro de deportes acuáticos de Falmouth, se retransmitirá también por webcam para que todos los interesados puedan presenciar si el barco pasa la prueba final. Sólo esperamos que no suceda lo mismo que aconteció en un anterior intento, cuando otra réplica de un barco de la Edad del Bronce, se hundió en su viaje inaugural.

La réplica de un barco de la Edad de Bronce está lista para partir
Puntúa este artículo

Casi graduada en Publicidad y RRPP. Empezó a gustarme la historia en 2º de Bachillerato gracias a un profesor muy bueno que nos hizo ver que tenemos que conocer nuestro pasado para saber hacia dónde nos lleva el futuro. Desde entonces no he tenido oportunidad de indagar más en todo lo que nuestra historia nos ofrece, pero ahora puedo retomar esa inquietud y compartirla con vosotros.