sábado, septiembre 19, 2020
Inicio Arqueología de España Los antiguos pobladores de Atapuerca comían perros y gatos

Los antiguos pobladores de Atapuerca comían perros y gatos

Trabajos arqueológicos en Atapuerca
Trabajos arqueológicos en Atapuerca

En muchas ocasiones no hay que irse fuera de España para encontrar importantísimos hallazgos arqueológicos que pueden revelarnos muchos detalles sobre la historia de nuestros antepasados. En esta ocasión se ha descubierto un detalle en el yacimiento arqueológico de Atapuerca, en Burgos, que deja unas conclusiones ciertamente sorprendentes.

Según un artículo de Patricia Martín, colaboradora del Institut Catalá de Paleoecología Humana i Evolució Social (IPHES), que ha sido publicado recientemente en la revista Quaternary Internacional, se hace una revelación de alcance, donde se revela que entre 7.200 y 3.100 años, los humanos que poblaron Atapuerca tenían en su dieta a animales como el perro doméstico, el gato salvaje, el tejón y el zorro entre otros.

Esto ha sido posible gracias a los restos que han sido encontrados en la Cueva El Mirador, perteneciente a este yacimiento, lo que choca contra la creencia hasta ahora de que el consumo de estas especies era muy poco frecuente en la Europa continental de aquellos años.

Se descubrió que esta cueva fue usada como un redil, donde se guardaban los rebaños de los diferentes animales como el ganado ovino, caprino y bovino principalmente, siendo éstos parte principal de la dieta, aunque “complementada” con los animales antes citados. Esta dieta tan poco común fue descubierta gracias a los huesos y a las marcas de corte que tenían, así como marcas de procesamiento y también mordeduras humanas.

Tal como han declarado diferentes expertos, en algunas islas del Mediterráneo Oriental como por ejemplo Chipre, se han encontrado restos de estas especies del Neolítico que habían servido como alimento para los pobladores de diversas zonas, aunque esto es algo extraño en la Europa continental. Patricia Martín afirmó con rotundidad que “Se sabe que en El Mirador, los perros fueron desarticulados, descarnados, se le fracturaron los huesos y finalmente hervidos”.

En el yacimiento de Burgos se ha observado esto, pero no solo a niveles del Neolítico sino que también se ha visto en la Edad del Bronce, y aunque se creía que era algo que se producía de manera meramente puntual, se ha descubierto que ha tenido cierta continuidad en el tiempo.

Incluso se ha llegado a plantear la posibilidad de que esta práctica pudiese estar relacionada directamente con momentos esporádicos donde apretaba el hambre o había escasez de alimentos, donde una de las principales preferencias era la carne de perro, pero tan solo se trata de una posibilidad.

Marcelo Ferrando Castro
Marcelo Ferrando Castrohttp://redhistoria.com/author/admin/
Después de estudiar Historia en la Universidad y tras muchas pruebas previas, nació Red Historia, un proyecto que surgió como medio de divulgación en donde encontrar las noticias más importantes de arqueología, historia y humanidades, además de artículos de interés, curiosidades y mucho más. En definitiva, un punto de encuentro para todos en donde poder compartir información y continuar aprendiendo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Most Popular

El cambio climático habría provocado el declive de la civilización del valle del Indo hace más de 3.000 años

Durante la investigación en la cual se aplicó un nuevo modelo matemático, se analizaron los datos paleoclimáticos de los últimos 5.700 años...

Encuentran el primer barco usado para tráfico de esclavos mayas en Yucatán

A dos millas náuticas (3.7 kilómetros) del puerto yucateco de Sisal, municipio de Hunucmá, investigadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia...

Revelan la variedad de alimentos que consumían los neandertales

De acuerdo con la paleoarqueóloga Rebecca Wragg Sykes, la dieta neandertal no se basaba únicamente en carne cruda, sino que incluía insectos,...

Descubren piedras talladas de «una magnífica estructura real» de la época del reino de Judá en Jerusalén

Los expertos destacan el gran nivel de elaboración de los capiteles encontrados y el alto grado de conservación de los artículos.

Comentarios