Un gibón extinto compartía sepultura en China con una mujer de la dinastía Xía

Se ha identificado un nuevo género y especie de gibón (Hylobatidae) en el lugar más inesperado: enterrado en la tumba de una antigua mujer noble de la dinastía Xía, a la que pertenecía el primer emperador chino.

junzi imperialis
Cráneo de Junzi imperialis, el gibón extinto recién descrito de China. Crédito: Samuel Turvey / ZSL

Un gibón extinto del Holoceno ha sido descubierto en una antigua tumba real china. Estos restos constituyen la primera evidencia documentada de extinción de simios después de la última edad de hielo.

El hallazgo, llevado a cabo por un equipo internacional liderado por el Instituto de Zoología, de la Sociedad Zoológica de Londres, concluye además que puede haber sido el primer primate en desaparecer como resultado directo de la actividad humana.

“Aunque todos los simios actuales están en peligro de extinción, no había evidencia de que los humanos hayan estado detrás de las extinciones de monos u otros primates en ecosistemas continentales posglaciales, a pesar de las presiones antropogénicas intensas asociadas con la pérdida de biodiversidad durante milenios en muchas regiones”, explican los investigadores en el estudio publicado en Science.

El gibón, denominado Junzi imperialis, ha sido descrito a partir de un cráneo parcial y una mandíbula de entre 2.200 y 2.300 años de antigüedad descubierto entre una agrupación de restos de animales en la antigua capital de Chang’an, en la moderna Shaanxi china. En aquella época, los gibones eran percibidos como “nobles” y se conservaban como mascotas de alto nivel.

La sepultura dónde estaban los fósiles pudo haber sido construida para Lady Xia, la abuela del primer emperador de China, Qin Shi Huang. Qin unió gran parte de China y fue enterrado cerca de Xi’an con su famoso ejército de terracota.

Una población de simios asiáticos desconocida

Los restos del misterioso gibón, consistentes principalmente en un esqueleto facial parcial, fueron comparados con Hylobates vivos y extintos conocidos. Junzi se ha podido diferenciar de estos primates mediante el uso de datos morfométricos craneodentales.

Asimismo, constituye un género y una especie nuevos, según revela el estudio detallado de mediciones craneales y dentales.

Por todo ello, se puede concluir que, hasta hace poco, el este de Asia albergaba una población de simios anteriormente desconocida, aunque históricamente extinguida, además de sugerir que puede haberse subestimado la pérdida de diversidad de primates causada por el hombre.

Existen relatos históricos que describen capturas de gibones en las proximidades de Chang’an en el siglo X y su presencia en la provincia de Shaanxi hasta el siglo XVIII. Estos relatos recientes pueden hacer referencia a otras especies no descritas ya extintas.

Vía Sinc

Un gibón extinto compartía sepultura en China con una mujer de la dinastía Xía
5 (100%) 1 vote

Fundador y Director de Red Historia. Desde pequeño me ha atraído la Historia y la comunicación (igual que viajar, la fotografía o el fútbol), y tras haber estudiado Historia en la Universidad, necesitaba poder compartir con todas las personas interesadas la gran cantidad de noticias que no siempre encontramos de forma fácil y complementarlo con artículos informativos de los acontecimientos y personajes (entre otras cosas) más importantes de nuestro pasado. Así nació Red Historia, un proyecto que esperamos que continúe creciendo gracias a vosotros. Marcelo Ferrando Castro

Artículos relacionados