InicioHistoriaBreve Historia de la fotografía: antecedentes y evolución

Breve Historia de la fotografía: antecedentes y evolución

La historia de la fotografía nos cuenta momentos completamente diferentes a los que vive actualmente. No fue creada por un mismo individuo, ni con las mismas intenciones, considerando que además fue un proceso de ensayo y error que llevó muchos años de experimentación.

La fotografía comenzó desarrollándose con fines científicos y experimentales, de tal forma que todos los que se encuentran detrás de su creación, poseían conocimientos en estas áreas, sin pensar que ésta podría llegar a ser parte fundamental de la vida.

Antecedentes de la fotografía

Se dice que oficialmente la fotografía marca sus inicios hacia el año 1839 al generar la divulgación mundial del primer procedimiento fotosensible conocido como daguerrotipo. Sin embargo, llegar a ello no fue de un momento a otro. Hubo muchos, antes de Louis Daguerre, en desarrollarse para lograr fijar una imagen.

Para momentos anteriores al daguerrotipo, se desarrolló el principio de la cámara oscura. El cuál consistía en una habitación completamente oscura, por el que la luz penetraría a través de una pequeña abertura, desde donde se proyectaba una imagen invertida de lo que se encontraba fuera.

El principio de la cámara oscura

Desde los tiempos de Aristóteles se conocía este principio –alrededor de 300 años antes de Cristo), siendo más adelante tomado por el estudioso árabe Alhazén, alrededor del 900 después de Cristo. Sin embargo, no es hasta principios del siglo XV que se publica al respecto en Occidente, en especial partiendo de la Revolución Científica con tratados en el que aparece Leonardo Da Vinci.

Cesare Casarino, uno de los alumnos de Da Vinci, publicó el primer estudio –o tratado- en relación a la proyección ocular del ser humano en nuestro entorno, en el que llegó a la conclusión de que no son los ojos los que proyectan lo que miramos, sino la luz a través de ellos, como principio de la cámara oscura en 1521, pero explicado científicamente.

La cámara oscura fue usada por pintores para proyectar imágenes, paisajes, y ejecutar sus lienzos. Mientras tanto, se iba modificando hasta convertirla en una caja oscura. Muchos de estos experimentos fueron desarrollados por científicos como Gerolamo Cardano y Giovanni Battista della Porta hacia 1558, gracias al tratado de Cesarino.

Una posible primera cámara en el siglo XV

Carl Wilhelm Scheele
Carl Wilhelm Scheele

Pero no fue hasta que el alemán Johann Zahn ejecutara tales principios de la cámara oscura, en un aparato portátil de madera, tal aparato hubiera conformado la primera cámara si tan solo se hubiera podido fijar una imagen.

Sin embargo, muchos años pasaron, y un par de siglos, para lograr fijar una imagen.

El sueco Carl Wilhelm Scheele en 1777 publicaría un tratado sobre las sales de plata y cómo éstas reaccionaban a la luz.

Gracias a estos principios, algunos artistas tomarían de acá las ideas para combinarlo con sales fotosensibles en conjunto a la cámara oscura, y de esta forma lograr una suerte de pintura con luz, uno de ellos fue Giovanni “Canaletto” Canal.

Primeros intentos por fijar la imagen: Niepce y Daguerre

Fue Nicéphore Niepce en fijar la primera imagen en 1826. Era un científico francés, el cual logró tal resultado al prolongar le exposición a la luz de placas de peltre cubiertas en betún, dentro de una cámara oscura.

Louis Daguerre inventor daguerrotipo
Louis Daguerre

A esta fotografía se le tituló como Vista desde una ventana en Le Gras cuya exposición a la luz tomó ocho horas para lograr fijar tal imagen.

Un año después de haber fijado esta imagen, Niepce conoció a Louis Daguerre, a quién le cedió los detalles en relación a las técnicas que empleó para fijar su imagen firmando un acuerdo antes de la muerte de este último, en 1833.

Gracias a ello y a estudios posteriores, Daguerre anexó a todo este conocimiento una placa de plata pulida, siendo sobre estas donde se producían las impresiones; gracias a esto el tiempo de exposición era reducido considerablemente.

De esta manera se bautizaría el daguerrotipo, llevando el nombre de quién lo patentó.

Durante mucho tiempo, sería esta la  técnica empleada para la realización de retratos (no existía la fotografía experimental, por ejemplo, e incluso la de guerra, entre otras).

Otros procesos de fijación de imagen

Sin embargo, otros procesos para fijar imágenes eran desarrollados por otros científicos también pioneros de los inicios de la fotografía tales como el francés Hippolythe Bayard, quien al estilo de Daguerre, logró el procedimiento del positivo directo de las imágenes, y no a partir de negativos como se había generado, a cuyos resultados les llamó dibujos fotogénicos en 1837; y Hércules Florence, quien desde Brasil determinó, el término fotografía como tal en 1833; y el británico William Fox Talbot, quién crearía el proceso del calotipo en 1842.

Además del calotipo acuñado por Talbot, también se desarrolló pocos años después, la ambrotipia, patentada por James Ambroise Cutting en 1854.

El colodión húmedo

El colodión húmedo fue el proceso de fijación de imagen que sustituiría, más adelante –a mediados del siglo XIX-, al daguerrotipo; especialmente por reducir el tiempo de exposición a solo segundos, además de ser más económico.

El procedimiento se basaba en la colocación de un barniz de nombre calodión, sobre una placa de vidrio pulida.

Antes de colocar este barniz, el mismo era sensibilizado previamente por nitrato de plata, todo esto se exponía al mismo procedimiento de la cámara oscura. Una vez era capturada la imagen, la misma se revelaba en sulfato de hierro amoniacal. El responsable de este procedimiento fue Gustave Le Gray en 1850, pero su divulgación se haría un año después por Frederick Scott Archer.

Gustave Le Gray
Gustave Le Gray

Cuatro años más adelante, esta técnica comenzaría a ser la más empleada, de tal manera que los que practicaban la fotografía solían llevar consigo todos estos implementos para fabricarla.

Un procedimiento un tanto aparatoso, en especial por la fragilidad del vidrio sobre el que se fijaría la imagen. Los intentos por mejorar esto, llevaron al desarrollo de las placas secas de gelatino-bromuro.

Las placas secas de gelatino-bromuro

Fue Richard Leach Maddox el responsable de la invención del gelatino-bromuro en 1871, aunque la perfeccionaría pocos años después Charles E. Bennet, en 1878. En comparación al colodión húmedo, que si bien fue un éxito para su momento, esta nueva técnica sería un mayor salto hacia delante.

Al igual que con el colodión húmedo, con esta nueva técnica también se emplearían láminas de vidrio, aunque trabajadas con una solución de bromuro de cadmio, agua y gelatina que era sensibilizada con nitrato de plata.

Luego de esto, eran expuestas ante una cámara oscura por donde sería capturada la imagen.

En este sentido, serían las placas secas las que ayudarían a mejorar enormemente el proceso de fijación de imagen, considerando que el tiempo de exposición sería de tan solo cuatro segundos, cosa que se acercó mucho a lo que luego se conocería como fotografía instantánea.

Los hermanos Lumiére, conocidos como los franceses en aportar los inicios del cine, fueron uno de los principales fabricantes, al igual que Agfa y Guilleminot et Cie.

hermanos lumiere
Hermanos Lumiére

Las primeras fotografías a color

Una vez ya obtenidas la fijación de imágenes, aunque muchos creían que esta reemplazaría a la pintura (planteamiento que jamás ocurrió, en especial por haber sido una buena herramienta por parte de muchos artistas), los experimentos continuarían; ahora se trataría de conseguir fotografías a color.

El siglo XIX fue fundamental e importante tanto para el arte, como para la ciencia. Las fotografías a color se intentaron obtener hasta que en 1861 James Clerk Maxwell, al generar su experimento con tres filtros –rojo, azul y verde- tomó tres consecutivas fotografías, con la finalidad de proyectarlas superpuestas y obtener los colores que deseaba.

A pesar de ello, no hubo manera de cumplir su objetivo. De tal manera que, de una u otra forma, y sin que se estableciera así, se convirtió en un arte la fotografía a color, ya que para generárselo, éstas eran pintadas a mano con el empleo de óleos, acuarelas y otros pigmentos.

george eastman fundador kodak
George Eastman

No fue hasta 1903 que la fotografía se patentara por los hermanos Lumiére, pero comercializada a partir de 1907 como Autochrome.

El procedimiento se generaba de manera similar a lo que luego sería la TV a color, a partir de rejillas de puntos.

Las películas fotográficas

La fijación de imágenes se seguiría produciendo sobre un soporte de vidrio varios años más, hasta que la empresa Eastman Kodak, fundada por George Eastman, patentara sus películas en 1888 a partir de la fundación de la compañía, cuya patente se vendería en masa como Kodachrome.

Se podría decir que a ellos les debemos la producción fotográfica masiva, ya que cada individuo podría adquirirlo, siendo mucho más cómodas y compactas tales películas de negativos, a pesar de que terminaría en el 2009.

El nitrato de celulosa

El creador de la compañía Kodak fue el estadounidense Geoge Eastman, el mismo en inventar el filme fotográfico a partir de tiras largas de papel que se encontraban recubiertas con emulsión fotosensible. Siendo quién, a partir de la frase “Usted aprieta el botón, nosotros hacemos el resto” que llevaría la fotografía a manos de todas las familias.

Él marcó un antes y un después de la fotografía. Dejaría de ser un objeto científico, y cualquier sin conocimientos técnicos fotográficos podría acceder a ella. Siendo además, una clave fundamental para el desarrollo de la cinematografía. Un séptimo arte fundado a raíz de la fotografía.

Deja una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

- Advertisment -

Más popular