InicioAntiguaAméricaBiografía de Hernán Cortés, el conquistador del imperio azteca. ¿Quién fue y...

Biografía de Hernán Cortés, el conquistador del imperio azteca. ¿Quién fue y qué hizo?

Junto a Francisco Pizarro, Hernán Cortés es quizás el conquistador español más significativo de la historia.

Fue el responsable de la conquista del imperio más importante de América, el imperio Azteca, además de haber ejercido funciones administrativas y haber sido un notario y conocido las letras.

La historia de este personaje es el reflejo de la vida de aquel momento histórico, en que recuas de hombres cruzaban el atlántico buscando fama y fortuna, deseando conquistar la gloría que les conferiría el estar entre los libros de historia. Hernán Cortés, tendría varios episodios que aún se comentan hoy en día.

Biografía de Hernán Cortés

Como muchos otros personajes del siglo XV, la fecha exacta del nacimiento de Hernán Cortés no está clara. Algunos señalan que nació en 1483, otros que fue en 1484, pero por lo general la fecha más aceptada es 1485. El futuro conquistador de México nacería en España dentro de los límites del reino de Castilla, en Medellín.

- Advertisement -

Sería el hijo único de la pareja conformada por el hidalgo español, Martín Cortés y su esposa, Catalina Pizarro. Su madre era prima del padre de Francisco Pizarro, por lo que los dos grandes conquistadores de América, Cortés quien conquistó México, y Pizarro, el conquistador del Perú, fueron parientes lejanos.

A pesar de que no existan numerosos datos sobre su niñez, se sabe que en 1499 estudió en Salamanca, llegando a conocer el latín como mencionó Bartolomé de las Casas y que tenía algunas nociones legales, razón por la cual se piensa pudo haber estudiado leyes. Estos conocimientos serían muy útiles en la vida de Cortés, quien más adelante ejercería el oficio de escribano.

hernan cortes tenochtitlan
Hernán Cortés destruye los ídolos de Tenochtitlán. Crédito: Depositphotos.

Primer viaje a las Indias

La vida de libros y estudios no eran para un hombre deseoso de aventuras, gloria y fortuna, por lo que decide en 1504 embarcarse a las Indias, rumbo a Santo Domingo, en donde estaría involucrado en la pacificación de esta isla caribeña, siendo también, escribano en Azua.

En 1511, Diego Velázquez decide reclutar a Cortés en la conquista de la isla de Cuba, siendo el secretario de este conquistador y gobernante español.

En estos primeros años, Cortés sería nombrado alcalde de Santiago de Baracoa, donde obtendría una cierta riqueza con tierras, ganado y se convierte en el organizador de la extracción aurífera.

- Advertisement -

No obstante, en 1514 tendría el primer altercado con Velázquez, quien lo apresa acusándolo de conspiración.

Cortés escaparía de ese apresamiento ordenado por Velázquez, y se casaría con su primera esposa, Catalina Suarez, que se convertiría en otra parte oscura de la historia de Cortés ya que enviudaría en extrañas circunstancias, convirtiéndose esta muerte en un asunto legal que además de acompañarlo toda su vida, terminarían sus herederos pagando 42.000 pesos en 1599, cuando finalizó el juicio.

- Advertisement -

Para 1518, Velázquez nombró a Hernán Cortés como el principal ejecutor de una expedición con dirección a Yucatán.

Sin embargo, las sospechas que tenia este gobernador español en la isla de Cuba continuarían y luego de nombrarlo decide destituirle, pero Cortés zarpa a Yucatán antes de recibir la orden de abandonar dicha expedición. Al llegar a Yucatán, Hernán Cortés, sería el fundador de la actual ciudad de Veracruz.

Hernán Cortés conquista el imperio Azteca

Durante su estancia en Veracruz, Cortés recibiría información de la ciudad de Tenochtitlán, donde se hablaba de gran riqueza y opulencia. Este conocimiento picaría el hambre de Hernán Cortés, realizando uno de los actos por los que es muy famoso: el hundimiento de los barcos para evitar que sus hombres tuviesen la tentación de regresar a Cuba.

Hernán Cortés quema sus barcos al llegar a México. Crédito: Depositphotos.

Era matar o morir, adquirir la gloria o perecer, un rasgo distintivo de estos grandes conquistadores.

En el año 1519, el territorio mexicano no estaba dominado únicamente por los aztecas. Todo lo contrario, existían varios grupos indígenas que habían sido conquistados por ellos, lo que los llevo a ver en los españoles una especie de aliados para sacudirse del yugo azteca.

En este sentido estas alianzas ayudaron en gran medida a la conquista española de México llevada a cabo por Hernán Cortés, proveyéndose de guerreros, informaciones, comunicaciones, etc.

El 12 de octubre de 1519, Hernán Cortés y sus hombres llegaron a la ciudad sagrada de Cholula, donde algunos días después se produciría una de las mayores matanzas de indígenas en el continente americano, aunque es importante acotar que varios grupos de adversarios a los aztecas se unieron en esta batalla derramando sangre indígena.

Un mes después llegarían a Tenochtitlán, donde al poco tiempo tomarían la ciudad en nombre del imperio español.

Dos elementos fueron importantes para esta acción.

Primero la relación entre Hernán Cortés y La Malinche, o Doña Marina. Y segundo, la prisión de Moctezuma, que terminaría con su muerte en junio de 1520.

Primer encuentro de Hernán Cortés con la Malinche en el Códice Durán. Crédito: BNE.

Antes de esto, en mayo, se había producido la matanza en el Templo Mayor en donde los mexicas se enfrentaron a los españoles, siendo esta una de las razones para asesinar a Moctezuma, quien fue sustituido por Cuitlahuac.

Dos días después de la muerte de Moctezuma, el 30 de junio de 1520, los aztecas lograrían retomar el control de Tenochtitlán, propinándoles a los conquistadores la mayor derrota que habían tenido desde la llegada de Cristóbal Colón al continente.

Sería conocida por los españoles como “La noche triste”, donde se dice que el mismo Cortés lloraría por la muerte de tantos hombres españoles.

Retirado a Tlaxcala, lucharía contra los aztecas que eran comandados por Cuauhtémoc, luego de que el regente anterior muriera por la viruela.

Cuauhtémoc sería el último rey del imperio azteca. En 1521 lograrían retomar la ciudad de Tenochtitlán, donde los conquistadores españoles harían sentir el peso de toda su ventaja tecnológica, asesinando a miles de indígenas gracias al fuego de sus armas.

Luego de esto, la conquista se dirigiría al sur, a Yucatán, Guatemala y Honduras.

La conducta de estas operaciones, la conquista de los territorios, las explicaciones y otros asuntos referentes a estos territorios, serían expuestos por la propia pluma de Hernán Cortés en las cuatro “Cartas de relación” que enviaría al rey Carlos V.

Hernán Cortés y su regreso a España

En 1528 era el Gobernador y Capitán General de Nueva España, el territorio que hoy conforma México.

En 1528, Carlos V deseaba disminuir la influencia política de estos conquistadores y al igual que otros en el pasado, decidió disminuir su poder nombrando otras autoridades y llamándolo a comparecer en España. Éste sería el regreso de Hernán Cortés a la península ibérica.

Hernán Cortes en Cempoala, recibido por el Cacique Gordo. Detalle. Conjunto de pinturas de Los enconchados sobre la conquista del imperio azteca. Museo de las Américas, Madrid. Crédito: Depositphotos.

A su regreso al continente europeo, Cortés saldría airoso de todas las acusaciones e incluso sería nombrado Marqués del Valle de Oaxaca, obteniendo además un escudo de armas.

Luego de estas victorias y reconocimientos, volvería a Nueva España donde buscaría retomar su poder. No obstante, sufriría varias penurias entre las que se cuenta el fallecimiento de su madre en Texcoco.

Obtendría luego el favor para realizar la conquista del mar del sur, donde entre los años 1533 y 1539, logra aumentar el territorio mexicano incorporando Baja California.

Los últimos años de Hernán Cortés

En 1540 regresaría a España de donde no saldría sino hasta 1541 cuando participo del “desastre de Argel”, y luego no volvería a salir de territorio español, sino después de su muerte, cuando sus restos fueron llevados a México en un lugar cercano a donde se reunió con Moctezuma.

Hernán Cortés moriría lleno de deudas y problemas legales el 2 de diciembre de 1547.

- Advertisement -
Leopoldo Ágreda Lovera
Nací en Mérida, un estado andino de Venezuela pero me crié en Caracas la ciudad donde crecí, observando el Ávila y haciéndome las preguntas más importantes sobre la vida, la sociedad y el universo, rodeado de árboles y el sabor agridulce de toda gran ciudad. En el trayecto de mi vida, conocí las calles y sus gentes, las cuales me ayudaron a formarme un mejor criterio de la existencia humana y las ciencias sociales, para luego estudiar en la Universidad Central de Venezuela, donde me he formado como historiador y pensador social. La lectura es uno de mis grandes vínculos con el pasado y la esencia de la humanidad, ya que como dijo Descartes, leer es como tener una conversación con las grandes mentes de la historia; el ajedrez es otra de mis grandes pasiones, ya que me ha ayudado a desarrollar una mejor comprensión de la vida, que junto a la música, forman los tres pilares de mis gustos actuales. Soy familiar, amante de la naturaleza y los animales, porque en ellos ves la esencia de la filosofía y de Dios.

Deja una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

- Advertisment -

Más popular

Suscríbete a nuestra Newsletter

Regístrate para estar al día de nuestras últimas noticias y artículos.